el caminoCada elemento natural tiene funciones básicas con las que  se comunica con el entorno, esto los hace diferentes pero al mismo tiempo los acerca.

Estamos en un momento ideal para darnos cuenta de lo necesario que resulta ese acercamiento entre todos los que nos consideramos parte de de la naturaleza.

Por nuestra parte, los seres humanos, tenemos aparentemente un gran regalo, un privilegio: La libertad de elegir. Pero, ¿qué significa eso?

Veamos, los animales como sabemos, al recibir un estímulo, de inmediato dan una respuesta. ¿En qué nos diferenciamos?

Los seres humanos fuimos premiados con un espacio creado entre el estímulo y la respuesta, que nos permite hacer una pausa y poner en acción: La libertad de elegir. Donde tenemos la oportunidad de pensar y reflexionar antes de actuar, es el espacio para poner en marcha la inteligencia emocional.

La cuestión está:

¿Cómo estamos aprovechando ese espacio?

¿Sabemos realmente qué significa?

¿Qué nos impide aprovecharlo?

Pues son muchas las preguntas y las respuestas, pero todas nos llevan a la necesidad de manejar mejor nuestras emociones, valorar las diferencias, fortalecer valores y principios, desarrollar la escucha y en fin, ser congruentes con lo que pensamos, sentimos, decimos y hacemos, siendo ecológicos con todos los seres que nos rodean, aprovechando con sabiduría, el regalo que significa:

¡La libertad de elegir!

Recibe un abrazo de Bienestar.

Dalia Borges

Coach de la Efectividad