estrésEs normal que ocurran situaciones inesperadas que causan un cambio radical en los pensamientos y alteran nuestras emociones.

Esa situación es un hecho al cual le damos una interpretación que nos puede llevar a pensamientos repetitivos tóxicos para nosotros y nos conduce a un estrés fuera de control.

Los pensamientos indeseados, repetitivos, centrados en tiempo pasado o futuro y en lo que no podemos cambiar; nos alejan del aquí ahora. Nos impiden sentir el  tiempo presente que es donde desarrolla nuestra vida, nos desconectan de nuestro yo interior, y nos aturden. En estas condiciones no somos efectivos para resolver problemas, conflictos y tomamos decisiones con emociones fuera de control, sin percatarnos de las consecuencias de nuestras acciones.

Los pensamientos cuando son negativos son muy dañinos para la persona que los padece y en ocasiones trastornan su entorno. Al convertirse en repetitivos transforman poco a poco nuestra vida arrastrándola al planteamiento que viene con ellos, terminando por convertirse en realidades, y  alterando el futuro.

Es mucho lo que se puede hacer, pero mencionemos algunas acciones:

  • Cuando se presenten situaciones inquietantes, pregúntate si puedes hacer algo para cambiarla, qué es lo que puedes hacer y si está a tu alcance actúa.
  • Evita pensar una y otra vez en la misma situación. Para salir de allí, piensa lo que está ocurriendo en este momento y busca soluciones que tú puedas ofrecer.
  • Si son situaciones que te desagradan, inquietan, pero no puedes cambiarla, actúa en ti. Cálmate a través de ejercicios de respiración, medita, ora. Mientras más calma interna tengas, más útil serás en caso de necesitar de tu ayuda.

La práctica de la meditación es uno de los mejores instrumentos para disminuir el estrés, ya que conduce a la eliminación de los pensamientos tóxicos, y sus efectos perversos en nuestra vida.

En definitiva, manejar el estrés ecológicamente, nos convierte en personas útiles para nosotros y nuestro entorno en momentos de crisis. Además de darnos calidad de vida.

Recibe un abrazo de Bienestar.

Dalia Borges

Coach de la efectividad.